numero de visitas

viernes, 8 de abril de 2011

Prohibiciones capitul III


de las prohibiciones eran puramente económicas. Aunque siguieron celebrándose e ignorando dichas prohibiciones

CARLOS IV


La resolución de de Carlos IV , resulto ser la más dura de las prohibiciones decretando la absoluta prohibición de de las fiestas de toros y novillos de muerte en todo el reino. Pero aunque fue mas firme y mas tajante que las anteriores no consiguió su objetivo gracias a la afición de los españoles y continuaron elevándose múltiples peticiones al consejo de Castilla por parte de las cofradías, diestros y municipios. Un ejemplo de todo esto fue el debate de las cortes de Cadiz que para suplagar gastos en la caballería don Francisco de la Ilgesia y Darrac construir una plaza de toros y con ella pagar esos gastos. La plaza se construyo pero debido a un incidente que ocurrió, el ayto que era muy antitaurino aprovecho la situación para prohibir las corridas de toros y novillos en Cadiz..
Apoyándose muchos políticos y gentes de la Iglesia comprobando la mala imagen que daba España al resto resto de Europa fue el francés y rey de España Jose Bonaparte, para ganarse a la sociedad Española quien instauro otra vez las corridas de toros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario