numero de visitas

jueves, 7 de abril de 2011

las prohibiciones


Capitulo II

En contra de las prohibiciones del Papa Pío V, las corridas de toros siguieron haciéndose y eso que la Iglesia tenia una fuerza tanto en lo social como en lo político.

Con la llegada de Gregorio XIII modero todas las leyes levantando censuras que estaban impuestas por el anterior papa, afectando dichas normas a los clérigos.

Prohibiciones que no son impuestas por la Iglesia siglo XVIII

Con la llegada de un mundo mas laico y perdida de poder de la Iglesia, la moral y la ética da paso a lo económico y laboral. No se parte si están bien vistas, si son morales o es un espectáculo inmoral. Las corridas de toros son a partir de ahora un derroche de gastos.

El ministro Jovellanos se opuso a las corridas de toros comentando al respecto que no son buen vistas en Europa y criticando todo el interés que se hace de ellas.
El monarca Carlos III prohibía las corridas de toros salvo excepciones. El tema

No hay comentarios:

Publicar un comentario