numero de visitas

jueves, 29 de septiembre de 2011

TauroSuicidas


Taurodelta empresa suicida

La empresa de Madrid acompañada con apoderados a los cuales la vida de los jóvenes aspirantes a ser algo en el mundo taurómaco les importa un carajo, queda calificada dicha sociedad como Taurodelta empresa suicida.
Tenemos el caso de Francisco Montiel que sin torear ni una novillada es contratado por nuestra querida empresa. Un joven carente de conocimientos, dando mantazos a diestro y siniestro y penoso con los aceros. Fue involucrado por sus consejeros a enfrentarse al novillo de Madrid, obteniendo un resultado desastroso para su carrera.
Con su primero al cual se le pico horriblemente, comenzó la faena por el tejado. Toreando a considerables distancias y arrimándose al novillo cuando estaba en sus agonías. Penoso con los aceros recibiendo dos avisos.
En el segundo y encastado animal, el joven novillero se vio desbordado por el bicho sin poder dominar las envestidas y toreando con muchísimas precauciones recibe el peor castigo, la media luna.
Alberto Duran con su primer anima, indigno para esta plaza. Realizo una faena pachanguera, perdiendo pasos al novillo y mala colocación a la hora de descabellar. Mal con los aceros.
Con el segundo un toro que fue consumido en el caballo, poco pudo ofrecernos al no haber bicho delante gracias al carnicero picador.
Víctor Barrio anduvo dubitativo, muy verde y con miedos con su primer animal. Un novillo encastado y con sentido. Con su segundo nos demostró que tiene mando con la muleta, y conocimiento exhibiendo su preparación aunque le falta arte le sobra valor, tirándose a matar con ahincó.
Novillada de juego variado y de presentación aceptable aunque por los pelos. Destacando un encastado cuarto y noble toreable sexto. Tomaron un total de 8 varas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario