numero de visitas

martes, 7 de diciembre de 2010

El toreo inolvidable


Las páginas de la historia del toreo ha vivido varias epocas marcadas por las figuras de cada momento. Pero en el presente, ¿cómo podríamos definir el toreo de la época actual?
Dentro de la caudalosa vida taurina: parece ser que, después de establecerse la época de oro con Joselito y Belmonte, el toreo según (magníficos oradores), comienza a ser moderno cuando aparecen en escena los Bienvenida, Ordoñez, Aparicio, etcétera. Y sinceramente, no acierto a comprender (establecidas las distancias en uno y otro orden) como tendríamos que situar el toreo de hoy. Donde en contadas ocasiones, y contados coletudos, el resto, es decir, la gran mayoría del escalafón; se aplican y se apoyan más en ese toreo sucedáneo, mentiroso y ventajista que, cansados estamos de presenciar en nuestras plazas. ¿Será supermoderno, será “guay?” – Cualquiera sabe-.

Si recapitulamos sobre la trilogía – parar, templar y mandar -. Por el temple, se manda; por el mando, es posible no moverse. Si somos capaces de observar esto una tarde (aparte del milagro) veremos como surge sencilla y fluidamente el quehacer del torero, que realiza un torero en perfecta concordancia, con la característica esencial de tener delante a un toro bravo – claro esta -. Luego eso y nada más que eso, es lo único que se puede llamar toreo, que se nos revela desde aquella época de oro, o si se quiere desde esa otra más “moderna” o cercana. No voy a caer en la tentación de entrar en disquisiciones o comparaciones, pues en la historia del toreo, han existido toreros de toda índole y condiciones. Pero, también es bien cierto, que estamos en una época donde la mediocridad y el adocenamiento masivo, es tarjeta habitual de presentación

Hay unas normas toreras, que por el contrario – no son planchas de grabar el mismo dibujo –, sino brújulas orientadoras de muchos caminos, de muchas líneas – unidas en la variedad – por donde el toreo debe discurrir. El toreo es sencillamente toreo, a secas. Ante el toro en edad, trapío y los otros atributos del toro de lidia. Ellos los toros, son los que ponen y quitan etiquetas. ¡Dónde estarán!

Fermín González, comentarista Onda Cero radio. Salamanca
Fotografías: archivo

No hay comentarios:

Publicar un comentario