numero de visitas

martes, 4 de septiembre de 2012

PRIETO DE LA CAL EN MADRID


Desde nuestra humilde opinión, no vamos a enmascarar la realidad con absurdas frases y ridículos adjetivos,  sobre la pasada tarde en Madrid con la novillada de Prieto de la Cal.

Nosotros los aficionados no somos como los picapedreros de la pluma, que andan camuflando petardos con insignificantes  detalles artísticos.

De buen gusto estábamos esperando el poder y la fiereza de los Veragua. Pero según fue pasando la tarde, el ganadero fue quemando sus seis oportunidades, sin que ninguna sobrepasara de la monotonía.

Fue simplemente una tarde mas, como cualquier ganadería. Tomando un total de tres varas de verdad por trece encuentros.  Muy blandos salieron los veragueños aunque más de uno se dejo. Primero devuelto por inválido, segundo blando pero con sentido, tercero noble flojo, cuarto descastado, quinto inválido y sexto manso toreable por el izquierdo.

Ni salió ese toro espectcular en los primeros tercios ni salió esa fiereza indómita. Simplemente fue una tarde mas, aunque con esa pizquita de casta que hace incomodar a los diestros.

Muy inexpertos estuvieron los novilleros aunque si podríamos destacar la voluntad de Miguel de Pablo aunque con poca humildad, saliendo a saludar en sus dos toros a petición de sus paisanos.

Verde esta Pascual Javier  y Miguel Cuartero que anduvieron con precauciones y abusando de pico.

No es de recibo crucificar una ganadería con un encaste legendario por una mala tarde, simplemente seguiremos pendiente para quitarnos este mal sabor de boca.
 

1 comentario:

  1. La historia y origen de esta Ganadería se merece un respeto por parte de los que son aficionados a los toros y su riqueza genética no debe perderse jamás.
    Los esperamos de nuevo, !Ganadero!
    Luis

    ResponderEliminar