numero de visitas

domingo, 22 de julio de 2012

resumen de san fermin y la gesta de Rombleño

No hay nada más gratificante en esta vida, que a quien es amante de la fiesta el vino y el alboroto, le manden a un viaje sin retorno a las fiestas de San Fermín, con la cartera llena de pólvora para poderla quemar. Demos gracias a la ciudad de Pamplona por conservar ese carácter festivo y alegre que hace que sea una de las ciudades más importantes en el mundo cuando se aproxima el 7 de julio. Toda esta parafernalia no tendría sentido sin allí no apareciera el toro. Donde intentan cuidar su integridad con mucho mimo y cuidado .Con ese cariño y ese empeño debemos los aficionados de las demás plazas de España preservar ese toro que muchas veces no sale en la mayoría de las plazas. Aunque no saliera el toro- toro en la primera corrida de la tarde pamplonica, los toros de la señora ganadera Dolores Aguirre de encaste Atanasio-Conde de la Corte salieron flojos y muy noblotes. En el caballo no apretaron y tampoco se le castigo en exceso. Tampoco los de luces pusieron el dedo en la llaga exceptuando Joselillo que fue mucho más meritoria su actuación en su segundo toro, un manso encastado con un pitón izquierdo aprovechable. Antonio Ferrera y Eduardo Gallo abusaron del pico de la muleta y la mala colocación. De interesante nota fue la corrida de Miura y si me apuran mucho mejor que la triunfadora. Animales en líneas generales nobles pero encastados. Cumplidora en el caballo e interesante en la muleta. Interesante faena de Javier Castaño con detalles de principio a fin, siendo premiado con una oreja de mayor peso que las puertas grandes que allí se abrieron. Aburrida y con poca emoción fue la corrida de Cebada Gago, Fuente Ymbro y la del Pilar siendo animales sosos y de poca emoción. De infame presentación fueron los bichos de Juan Pedro Domecq , Victoria del Rio y Torreandilla ( ganaderías elegidas por los toreros de la zona vip ). Dejando la recta final de San Fermín en la cual no fue muy gloriosa, cruzamos la frontera y pasamos a territorio francés aterrizando concretamente en el pueblo de Ceret. En esta pequeña plaza una vez más los aficionados galos, demuestran a todo el territorio español gobernado por el ultra- taurinismo que son capaces de llenar su plaza de toros durante todos los festejos celebrados fuera de fechas festivas, sin necesidad de mediáticos ni famosos de postín. Con solo un torero con un par de bemoles, rodeado de una cuadrilla de profesionales y junto a una ganadería más prestigiosa de nuestra tierra, fueron capaces de dar un recital de tauromaquia. Fernando Rombleño se encerró con seis toros- toros de José Escolar serios y con cuajo saliendo triunfadores ganadero y torero ante una afición seria y exigente. Tampoco se alejaron del triunfo el banderillero Ángel Otero y los picadores Tito Sandoval y el francés Gabin Rabahi que resultaron sobresalientes. Felicitemos desde aquí a los organizadores franceses, por ser un claro ejemplo en la defensa de la fiesta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario